Tuesday, December 18, 2012

MIL DIOSES

La noche tiene mil ojos, el día uno sólo.
Cuanto más cerca está la aurora, más negra es la noche y más brillan las estrellas, son los ojos de los dioses. Si consigues traspasar el velo pintado de negro, verás que la noche no es oscura, que resplandece y brilla. Es la morada de los dioses, deslumbrante de color, repleta de formas y tonalidades, dinámica que no estática, en incesante movimiento, cambiante en su apariencia pero no en su esencia. Ahí está el aspecto invisible de la naturaleza, la creatividad, el germen de la belleza. Ellos son los dueños, son mil y además paradójicamente infinitos. Te pueden dar y te pueden negar pero si consigues penetrar en sus dominios podrás comprender.
Pregunta y te contestarán. 
 










Esto es lo que pude captar en su incesante movimiento.
No es una abstracción, desde cualquier ángulo los dioses se manifiestan en mil formas cambiantes, de seres humanos o parahumanos, de animales o figuras teriomórficas, en ídolos, etc. Si te paras un poco u observas la imagen quietamente, los veras surgir.


Díptico 2 (130x130)
Acrílico y esmalte sobre tela

Aviso a navegantes:
No hay ocho cuadros, es el mismo cambiando de posición.
Todo lo dicho es inventado, pero solo en un 50 %.
 



Labels: , ,